Viajar con Nuestro Perro en Coche IV

Compartir articulo:

Hoy hablamos de llevar a nuestro perro en un remolque…

Tras tres artículos en los que hablábamos de como viajar con nuestro perro en coche, bien en transportín, bien en el maletero, o bien en los asientos traseros, hoy vamos a cerrar la serie con la última forma de viajar con nuestro perro en coche: el remolque.

He de decir que esta es la forma de viajar con nuestro perro en coche que menos me gusta, pero hay veces en las que las circunstancias se imponen y no nos queda otro remedio. Pensemos en los cazadores, en personas que tienen muchos perros o en que nuestro perro no quepa en el coche porque tengamos equipaje en el maletero y el cupo de ocupantes lleno.

¿Por qué es la forma que menos me gusta? Porque en este caso nuestro perro va aislado por completo de nosotros. No sabemos si se marea, si se encuentra bien, si tiene calor, si tiene frío, etc. Pasa calor en verano y frío en invierno, ya que el remolque no va climatizado como nuestro coche. El viaje para nuestro perro es mucho más incómodo, ya en el remolque el confort de marcha no es el del coche.

Por si esto no es bastante, en el caso de un hipotético accidente, nuestro amigo va completamente desprotegido. Por todo ello creo que es la peor manera de viajar con nuestro perro en el coche.

Pero si como ya he dicho, no nos queda más remedio, y el remolque va a ser la forma en la que viajemos con nuestro perro, debemos comprar el mejor remolque que podamos permitirnos. En la actualidad hay remolques térmicos y con una buena suspensión, que si bien no se pueden igualar al habitáculo de un coche, harán que nuestro perro llegue en mejores condiciones a su destino.

Aún no hay comentarios, se el primero en decir algo!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *