Tumor Venéreo Transmisible en los perros

Compartir articulo:

TVTEl TVT (Tumor Venéreo Transmisible) o enfermedad de Sticker es una enfermedad que se trasmite por vía venérea y oronasal en los perros, la cual causa tumores en órganos genitales además de en boca y nariz. Esta enfermedad es más común en perros que viven en las calles, o los perros que tienen contacto con estos perros.

Este tipo de cáncer, es mortal si no se le da tratamiento, si nuestra mascota deambula por las calles podría contagiar a otros perros, en necesario mantener al paciente aislado de otros perros.

Los signos clínicos pueden comenzar con simple dolor en la zona afectada o sangrado esporádico. En casos avanzados se puede observar masas sangrantes con dolor y dificultad para orinar, cuando el tumor esta mas interno solo se puede observar una protuberancia, en hembras cuando el tumor se ha formado junto al cérvix solo se puede observar el sangrado que podría confundirse con el ciclo estral.

El diagnostico se realiza en base a los signos clínicos, a la observación y las pruebas de laboratorio.  Sera necesario que el médico veterinario revise a su mascota minuciosamente ya que las masas podrían encontrarse en la base del pene o junto al cérvix en el caso de las hembras.  Luego de localizar la zona afectada se realizará una impronta, que consiste en fijar las células del tejido afectado en un porta objetos para realizar una citología y localizar las células tumorales.

Existen dos tratamientos para el tumor venéreo trasmisible, la cirugía y la quimioterapia. La cirugía sola, se utiliza en tumores pequeños que no tienen la capacidad de metástasis. En los demás casos es necesario utilizar la cirugía junto con tratamiento químico ya que si se utiliza solamente la cirugía el tumor volvería a crecer.

Para la quimioterapia se utiliza la Vincristina, este es un medicamento antineoplásico, que se utiliza en medicina humana igualmente para tratar cáncer. El numero de  aplicaciones va depender del tamaño del tumor, en la mayoría de los casos son necesarias 5 aplicaciones como mínimo para la remisión del tumor. Esta terapia se realiza cada 7 días, se puede usar la vía endovenosa o la subcutánea. Como toda terapia antineoplásica la vincristina produce efectos secundarios  como nauseas vómitos, estreñimiento, diarrea, incoordinación, temblores etc. Se ha observado que el uso de vincristina por vía subcutánea reduce estos efectos, la única desventaja de esta vía es la lesión que causa en el sitio de aplicación.

Aún no hay comentarios, se el primero en decir algo!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *